El acantilado del cometa 67P Churiumov-Guerasimenko

rosetta

Según algunos científicos europeos, se nota que la historia del paisajismo romántico nació de tanto mirar las estrellas. En la fotografía, tomada por la sonda Rosetta, se muestra un acantilado -de 900 metros de altura- en el cometa 67P Churiumov-Guerasimenko. La mirada de la ciencia se nutre de las emociones del ensimismamiento estético.

Esta entrada fue publicada en historias de las imágenes, Imágenes que ciegan y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s